[VWD2014] Etapa 16: La Serenissima

“La Serenissima”, sobrenombre por el que también se conoce a Venecia, está compuesta por un conjunto de 118 islas pequeñas, unidas entre si por 455 puentes (si incluimos las islas de Burano y Murano). Como arterias y venas, 150 canales recorren su interior y comunican los distintos puntos de la ciudad.

Su origen se remonta al siglo V d.C. cuando fue fundada por pueblos que huían de los ataques de los Germanos. Hasta 1797 fue capital de la República de Venecia, siendo una de las ciudades más grandes de Europa y dominadora del comercio con Oriente (China y la India) y de los mares.

Venecia-01

Góndolas amarradas a primera hora de la mañana en el Gran Canal.

Hoy le dedico toda la jornada por completo a pasearme por sus callejuelas, sus canales,… sus barrios o “sestiere” (donde cada uno tiene su serie numérica para identificar las calles… aunque para orientar a los turistas se hayan rotulado nombres de calles y direcciones in situ). Hoy, como podrás observar, no te traigo narrativa motera pero te invito a que continúes leyendo.

Para comprender esta ciudad debemos seguir aprendiendo más sobre ella, así pues los canales se denominan “canale” si son grandes o “rio” si son estrechos. Aquellas calles que discurren paralelas a los canale o rios se lllaman “fondamenta” y aquellas calles pequeñas flanqueadas por casas o tiendas se denominan “ruga” o “ruguetta”. Y Palazzo solo hay uno, el del Dux (el Ducal)…. el resto son “Ca”.
El “vaporeto” es el transporte público por excelencia; las góndolas son más bien atracciones turísticas, algo del pasado veneciano, pero no para su día a día,… aunque a ciertas horas hay en ciertos puntos del Gran Canal unos “tragueto” o góndolas grandes sin adornos, para que los venecianos puedan cruzar… previo pago claro, pues todo es comercio seas o no lugareño y en eso Venecia tiene siglos de historia.

Con estos datos ya podemos movernos por Venecia. Su Piazza San Marco o como dijo Napoleón Bonaparte, “el salón más bello de Europa” (solo esta recibe el nombre de Piazza, el resto recibe el nombre de “campo”, sobretodo porque esos campos eran antes los cementerios de las iglesias en Venecia).

Venecia-04

Palazzo Ducale, Piazza San Marco.
En la misma Piazza se encuentran las Procuratie Vecchie; la Torre dell’Orologio (con un reloj que señala horas, días, y el curso de planetas y estrellas); el Palazzo Ducale (antes fortaleza y ahora palacio de estilo gótico en su exterior y clásico en su interior -algo muy veneciano es mostrar ostentación en la fachada de sus palacios y sobriedad en su interior-); las columnas con el león de San Marcos (símbolo de la ciudad) y de San Teodoro (antiguo patrón de Venecia); Il Campanile (del siglo X, su origen era de faro para navegantes y campanario con el que se anunciaba el inicio y el fin de la jornada laboral, las condenas a muertes, las 21:00h, llamada al Consejo o anuncio de sesión del Senado… la actual es una reconstrucciones de 1902); y la Basílica de San Marcos (fruto de diferentes estilos arquitectónicos desde que comienza su construcción por el año 828 financiada gracias al saqueo de Constantinopla, cuando dos mercaderes roban el cuerpo de San Marcos de la tumba de Alejandría y se lo regalan al Dux).
Venecia-05
Porta della Carta. Palazzo Ducale. el dux Foscari se arrodilla ante el león de San Marcos.

Podría extenderme tanto como un libro por la historia y lo mucho que ver de la ciudad, pero tras estos apuntes históricos os pretendo mostrar más la otra ciudad…. la de los venecianos. Para ello, desde que desembarqué del vaporeto, es verdad que acudí a los puntos más “turisticos” (como no podía ser de otra forma) pero prácticamente me dediqué a pasear por el resto de la ciudad… y poner en las caras de los vecinos/as del lugar un semblante de asombro al descubrir que uno de los millones de turistas hubiera llegado hasta la puerta de sus casas y ver su colada en el tendal, las señoras haciendo cola en la carnicería del barrio o la charla interrumpida por mi presencia de dos amigos en una pequeña mesa a modo de terraza de la también minúscula cafetería que domina un cruce de caminos del laberinto veneciano.

Venecia-02

Desayuno entre venecianos.

Y es que aunque parezca mentira, allí vive gente corriente… que acude al supermercado, a comprar fruta… como haríamos cualquiera de nosotros. Lo que pasa es que esa parte de la ciudad quiere quedar aislada pues, aunque la ciudad reciba millones de euros diarios por los turistas, los venecianos son muy suyos y muestran un carácter arisco frente a la invasión de chanclas y calcetines. Y es que el veneciano corriente no tiene porqué lucrarse directamente del turista aunque su ciudad sea un parque temático gestionado por burgueses y mafiosos. Es el eterno debate sobre los pros y contras del turismo que, si no se analiza en profundidad puede caer en ese estado de animosidad y no darse cuenta de que indirectamente también se beneficia de alguna manera de la entrada a raudales de euros por turismo.

Venecia-06
Callejuelas perdidas donde la vida es real.
Un lugar con encanto que poco a poco va dejando su halo hipster para incorporarse paulatinamente a las rutas recomendadas de las librerías de viajes, es la Librería Acqua Alta. Recibe su nombre porque cuando sobrevienen las grandes mareas que inundan la ciudad, la librería se ve afectada… Como solución a la alergia al agua que tienen los libros y como reclamo de clientes, su propietario los tiene apilados dentro de una góndola o una bañera, por ejemplo. Su dueño, que es consciente de ello, me invita a pasar por todas y cada una de las estancias de la librería… que no deje de ver la terraza donde cientos de libros mojados apilados en forma de escalera contra los muros se disponen a prestar un último servicio realizando tareas para las cuales no fueron enmaquetados.
Venecia-07
Librería Acqua Alta.
Otro de los barrios que visité fue donde se encuentra el Guetto judío de Venecia. Asentado en el sestiere de Cannaregio. El nombre de ghetto es una deformación del véneto “getto” o “gheto”, que significa “fundición”, a cuya actividad estaba inicialmente dedicado el lugar.

Con el enorme número de judíos que se iban acercando a Venecia, las autoridades cristianas decidieron asentarlos todos juntos y así tenerlos controlados; por lo que para entrar y salir debían de hacerlo únicamente por dos puentes que les unían a la ciudad.

Con esta particularidad y este origen, este barrio veneciano dio nombre a todas las juderías del mundo, pasando a llamarse guettos.

Venecia-08

ponte chiodo. el único que queda sin barandillas.

Venecia-03

Amor sobre el Gran Canal.
 Y como no, el amor no podía de faltar en esta ciudad de los canales… con sus enamorados en busca de los tópicos que inundan las carteleras cinematográficas o las novelas… Me viene a la mente aquella pareja que me hizo tanta gracia por que ella estaba indignada exigiéndole al gondolero (unos chulitos de profesión): “¡¡pero canta algo hombre!!… le faltó añadir “que para eso nos has cobrado un buen puñado de euros”. ¡Ay el amor!, pues eso,… Venecia no podía dejar de sucumbir a la moda de los candados por culpa de la novela de Federico Moccia, “Tengo ganas de tí”, como símbolo de unión a perpetuidad o hasta que los operarios municipales vengan con la radial para liberar a la ciudad de semejante peso. Que ya se hunde de por sí la ciudad como para que vengan millones de turistas a colgarles hierro y ayudar al proceso de inundación.
Venecia-09
Gran Canal.

Finalizo la jornada en el camping en compañía de dos parejas de Cantabria con las que compartiría cena, cervezas y una animada charla. Chicos, espero que disfrutarais mucho de vuestro viaje y que los puertos alpinos se rindieran bajo las ruedas de vuestras bicicletas.

CONTINÚA EL VIAJE CON LA SIGUIENTE LECTURA:

(previo) Etapa 14 y 15: Mantua (2ª parte).

(siguiente) Etapas 17 a 20: Volvemos a casa.

3 pensamientos en “[VWD2014] Etapa 16: La Serenissima

  1. Pingback: [VWD2014] Etapa 14 y 15: Mantua (2ª parte) | Crónicas Vespísticas

  2. Pingback: [VWD2014] Etapas 17 a 20: Volvemos a casa. | Crónicas Vespísticas

  3. Pingback: [cc2015] Etapa 12: Amsterdam – Kinderdijk. | Crónicas Vespísticas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s