[cc2015] Etapa 6: En ruta al Mont Cenis.

Son las 7 de la mañana. El móvil está programado para despertarme un rato antes pero hoy estoy remoloneando bajo la lona de mi tienda. No obstante, estoy en un pueblo en el que el Señor, representado por su ejército de siervos de negro, ha decidido que en Cannero Riviera todo el mundo salga de la cama gracias a sus insistentes campanadas, si cabe más fuertes e insistentes que las que marcan las horas y medias horas a lo largo del día.
Me levanto con calma y desayuno dentro del camping; algo poco habitual en mi porque mayormente paro en un supermercado por el camino para comprar algo de desayunar y de comer, salvo que pare a ello en ruta. Hoy todo parece que va a ser inusual.
Etapa 6 - En ruta al Mont Cenis
El chico que está al cargo del camping me da conversación y se interesa por cómo está la hostelería en Tenerife. El contrato con el Ayuntamiento termina después de 6 años y parece buscará empleo en otras latitudes. Yo desconozco como está el sector y así se lo hago saber, pero le deseo lo mejor si su vida le lleva hacia las islas afortunadas. Al menos tiene algún contacto allí que le allanará el camino.
Termino de dar cuenta del capuchino “con sonrisa” que me han preparado para continuar hacia Turín y más allá. Como os he contado en anteriores ocasiones, cada vez que piso Italia me lanzo a beber su agua frizzante. Algo que os puede resultar chocante es encontraros en medio del pueblo una máquina expendedora de agua donde puedes rellenar tus botellas de agua natural (gratis) o frizzante (0,05 €/litro). Sencillamente fantástico.
Agua frizzante
Tras unos cuantos kilómetros noto algo raro en el comportamiento de la moto. Visualmente solo veo que el neumático trasero esta ennegrecido y ardiente, pero lo achaco al tremendo calor, lo cargada que va la Vespa y el esfuerzo al que está sometido. Como esto no es normal, intento localizar un medidor de presión para insuflar aire a la rueda. Ciertamente estaba muy baja, no me lo explico hasta que más adelante estamos de nuevo en las mismas, he pinchado.
Busco un sitio donde parar y descubro una pequeña gasolinera y atendida, cosa rara por lo general en Italia y menos un sábado. Menuda sorpresa me llevo cuando descubro que hace las veces de sede del Vespa Club Chivasso. Gracias a su ayuda, encontramos el origen del pinchazo y, junto con la ayuda de otra pareja vespista que se había acercado a llenar el depósito, se ponen en contacto con el taller oficial de la localidad para ver si me pueden atender.
Chivasso 01
vespa club chivasso
Sigo las indicaciones según me las ha anotado el amigo que el destino ha puesto en mi camino, para dirigirme al taller Motostar Vespa en Chivasso (Turín) donde ya de mano me indican que el pinchazo podría solucionarse (menudo clavo atravesó la goma) pero que me recomiendan cambiar la cubierta porque, al circular sin la presión adecuada y el esfuerzo realizado que la sobrecalentó, corría el riesgo de reventón. Gestos de inflar un globo y caída. Por lo que, con toda la ruta que queda por delante y el esfuerzo que aún le queda a la moto y por consiguiente a los neumáticos, no corro riesgos… que se cambie.
Mientras van desmontando partes de la moto para acceder al eje y sacar la rueda, esperan a que vaya enfriando. Imaginar la temperatura que alcanzó que tardó lo suyo y no llego a enfriarse del todo. Pero la moto no era la única afectada por el calor, yo necesitaba beber por lo que se prestaron a ir a por unas botellas de agua. Pero lo mejor estaba por llegar. En medio de la operación de desmontaje de la rueda aparece Franco, un amigo del taller, con varias copas de granizado de limón elaborado por el mismo. Una delicia es poco epíteto para semejante bebida de dioses.
Chivasso 02
Motostar Vespa – Chivasso
Estoy comprobando de primera mano lo que un artículo del periódico ABC de un 5 de junio (¿casualidad de fecha?) de 1956 comentaba sobre la fraternidad Vespa: “poseer una vespa es (…) haber adquirido la llave de un mundo de fraternidad, cooperación, de camaradería, de apoyo, de compañía en el lugar que se esté, por muy lejos que la patria se encuentre. Ir haciendo turismo con la Vespa es caminar en razos de una Organización sin semejanza que agrupa a más de un millón de Vespas. (…) Y sus Clubs. Clubs que une y reúne a todos. (…) supone, además, haber abierto el mundo exactamente en el instante en que por vez primera se dio libertad al paso de la gasolina”. Mientras redacto este artículo suenan ecos en las redes sociales del nuevo gran impulso que se está dando desde distintos clubes para volver a poner en marcha el Vespa Club España… grata noticia que espero que llegue a buen puerto, sin la injerencia de alguna mano aprovechada que hunda por siempre la idea de tener un club nacional.
En general no tengo palabras de agradecimiento para todos los amigos vespistas que me encontré en Chivasso, se hicieron cargo de mi problema y se movilizaron para que mi aventura pudiera seguir avanzando, máxime cuando el taller estaba cerrando. Y las atenciones hacia mi persona los deja como anfitriones de lujo de esa “fraternidad Vespa” que comentaba el artículo antes mencionado. A todos vosotros/as que estáis leyendo esta crónica, cuento con que sigáis el ejemplo de estos amigos y que la fraternidad entre vespistas no decaiga nunca.
Con todo ello y con Turín por flanquear, echo el resto del día acercándome a Susa “la puerta de la guerra”, sobrenombre por la que era conocida por ser el punto por donde se adentraban los ejercitos con pretensiones sobre Lombardía. Con los furrieles adelantados para preparar el alojamiento del gran ejército del Duque de Alba se establecería por el lugar un 24 de junio de 1567.
Mont Cenis 01
Perfil de la calzada en ascenso al Mont Cenis
A mi se me echa la noche encima y nadie me tiene preparado el alojamiento… me dispongo a atacar el Col du Mont Cenis que describiría Sancho de Londoño, Maestre de Campo del Tercio de Lombardía como “… los altísimos Álpes (…) por el muy áspero y siempre cubierto de nieve Collado de Mont Cenis, hollando los profundos, angostos y poco fructíferos valles de Saboya…”. El Tercio Viejo de Lombardía (cuyas plazas fuertes eran Milán, Castiglione, Mantua y San Germano en el Piamonte) es hoy en día el Regimiento de Infantería Ligera Aerotransportable “Príncipe” Número 3, acuartelado en Cabo Noval (Noreña-Asturias). Es el segundo regimiento más antiguo de Europa y el más condecorado de España. No obstante, años más tarde a la muerte de Sancho de Londoño se disolvería por insubordinación, dejando una mancha en el historial de la infantería hispana.
Mientras voy ganando altura, veo que este trazado es una versión modernizada de una anterior, de la que quedan restos en algunas partes del camino, a modo de túneles y falsos túneles para proteger la vía de desprendimientos y avalanchas.
Mont Cenis 02
modernas hordas de invasores sobre dos ruedas
Ya en la cima, nos recuerdan que este fué paso de invasiones como la de Anibal el Cartaginés, Napoleón Bonaparte y los ciclistas de las grandes pruebas como son el Tour y el Giro. Pero ninguna mención al uso que se le dio durante los años que el paso estuvo abierto para los Tercios.
Desciendo por el lado francés sobre la estación de esquí de Lanslebourg. Me urge encontrar alojamiento después de estirar la hora de luz en un intento de recuperar el retraso producido por el pinchazo.  Después de tantos kilómetros y noches bajo la tienda, me vendría bien un merecido descanso; por lo que pregunto en un hotel que me llamó la atención por una pegatina motera en su cristalera…. algo me decía que ahí los moteros estaríamos bien atendidos. Y así fue. Precio ajustado que incluía el desayuno y un lugar seguro para el descanso de la Vespa.
Lanslebourg
En la próxima crónica cruzaré el territorio del Ducado de Saboya hasta llegar al Franco Condado, cada vez más al norte.
CONTINÚA EL VIAJE CON LA SIGUIENTE LECTURA:

2 pensamientos en “[cc2015] Etapa 6: En ruta al Mont Cenis.

  1. Pingback: [cc2015] Etapa 7: de Lanslebourg a Besançon. | Crónicas Vespísticas

  2. Pingback: [cc2015] Etapa 8: de Besançon a Colmar. | Crónicas Vespísticas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s